Mercado de la calle Feria

mercado calle feria sevilla

Vista exterior del Mercado de la calle Feria.

Los mercados y plazas de abastos representan una visita muy singular dentro de los itinerarios turísticos de Sevilla. Atípicos y muy recomendables, sorprendentes. La vida de la ciudad, la ciudad de verdad, se arremolina entre sus puestos de fruta y verduras, de pescado y de víveres y productos varios. Convive la tradición, la arquitectura con más raigambre (y al tiempo más funcional) con nuevos impulsos que le otorgan los placeros. Acaso uno de los que mejor lo representa sea el Mercado de la calle Feria. c

No hay que indagar mucho sobre su ubicación, su nombre lo dice todo. La calle Feria corre paralela a la Alameda de Hércules en dirección al límite norte del casco antiguo, hasta la misma Basílica de la Macarena, las Murallas y la Torre de los Perdigones. Por el camino se entretiene entre comercios y bares de todo signo, un mercadillo que es de los más antiguos de España y, especialmente, la plaza de abastos, vecino del Palacio de los Marqueses de la Algaba y de la iglesia de Omnium Sanctorum.

interior plaza abastos feria sevilla

Interior de la plaza de abastos de Feria.

El de Feria pasa por ser el mercado más antiguo de Sevilla, que ya es decir, y sin embargo se mantiene vigente y actual con un empeño digno de elogio. En él se pueden conseguir los abastos necesarios para una típica comida sevillana a la vez que se puede disfrutar de espacios gourmet, hacer un alto en las compras con una tapa y una bebida bien servidas, y disfrutar de actividades. O simplemente pasear entre sus puestos, todo bullicio, para imbuirse de la vida de verdad palpita en la ciudad.

 


Dirección: Plaza Calderón de la Barca, s/n

Horario: martes y miércoles, de 12.30 a 18.00 horas; jueves, viernes, y sábados, de 13.00 a 24.00 horas; y domingos, de 13.00 a 18.00 horas